La historia de Jason McElwain, el niño autista que levantó a un pabellón entero

el niño autista que en su único partido de instituto metió 6 triples en 4 minutoslevantó a un pabellón entero

Ni NBA, ni ACB, ni olimpiadas. El partido de básquet con el que el joven Jason McElwain conmovió al mundo se jugó en el pabellón de un instituto americano. Una emotiva historia y un ejemplo de que con esfuerzo, motivación y perseverancia… ¡uno puede llegar tan lejos como se proponga!

Jason, autista y con problemas para comunicarse (no habló hasta los 5 años), formaba parte del equipo de baloncesto de su instituto. Entrenaba con ellos, animaba, repartía el agua, apuntaba la estadística… pero ni un solo minuto jugado en partido en los 3 años que pasó en el equipo de Greece Athena. Todo cambiaría el 15 de febrero de 2006. Era el último partido de la temporada y a falta de 4 minutos para el final y con el partido decidido, Jason salió a pista ante la ovación del público que llenaba el pabellón alentando a su compañero.

La primera bola que tocó resultó un tiro fallado, y la segunda también. Pero al tercer intento, Jason hizo canasta, y a partir de ahí la magia sucedió en el pabellón. El joven continuó tirando, y encestando, hasta conseguir 6 triples. Tanto sus compañeros de equipo como el público de las gradas, daban emocionados saltos de alegría. Jason consiguió 20 puntos en tan solo 4 minutos, una gesta que en el instituto recordarán para siempre.

“Fue un momento tan especial que, si me retirase hoy, ésta sería la historia que contaría a todo el mundo el resto de mi vida”, afirmó el director deportivo del instituto.

Leave a Comment

Your email address will not be published.