El buen descanso del niño. Cuestión de prioridad

El buen descanso del niño. Cuestión de prioridad

descanso nocturno niños

Son muchos los padres y madres que temen el momento de que los pequeños de la casa se vayan a dormir. No quieren irse a la cama, no les gusta quedarse solos… pero todos lo sabemos: tener un buen descanso, tanto en cuanto a cantidad como a calidad, es fundamental. Además, los expertos indican que un niño que a los 5 años no ha superado sus dificultades para dormir bien, más probablemente padecerá trastornos del sueño el resto de su vida.

Mientras que en bebés de hasta 1 año el periodo de sueño necesario es de entre 12 y 18 horas; de 1 a 3 años éste debe ser entre 12 a 14 horas; de los 3 a los 5 años, entre 11 y 13 horas; de los 5 a los 10 años, entre 10 y 11 horas, y en adolecentes el periodo de sueño recomendado es de unas 9 horas.

La falta de horas de sueño de calidad no solo se manifiesta con un comportamiento inquieto e irritable, sino que hay estudios que demuestran que puede comportar déficits en el aprendizaje, falta de atención y problemas de crecimiento, entre otras consecuencias.

Recordemos algunos aspectos básicos a tener en cuenta:

  • Hacerles partícipes de la propia rutina del sueño nocturno. Hay que establecer la hora de acostarse y crear ciertos rituales y rutinas en torno a este momento del día.
  • Antes de la hora de ir a dormir, hay que tener un período de tranquilidad, evitando ver la televisión o jugar a videojuegos, por ejemplo.
  • Escoger juntos un “compañero” del sueño, como un peluche o una manta.
  • La temperatura de la habitación debe ser agradable, para así favorecer la conciliación del sueño. El colchón, la almohada, la ropa de cama, el pijama…son otros elementos que deben resultar cómodos y agradables.

Y por último una cuestión que genera debate: ¿hay que acudir cada vez que el niño llora, nos llama o se queja? Según muchos expertos, si lo hacemos le estaremos acostumbrando a llamar nuestra atención sin necesidad. Eso si: hay que mantenerse atento y acudir siempre que lo situación lo requiera, como en caso de pesadillas.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer una mejor experiencia al usuario y realizar el análisis de la navegación. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra política de Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies